Los mejores “Cameraphones” de nueva generación: lucha entre Megapixels

Smartphone - Camara

Nokia Lumia 1020, Samsung Galaxy Zoom, Sony Xperia Z1 y Apple iPhone 5S (entre otros) tienen todos una cosa en común: además de una sustancial mejora general en rendimiento incorporan cámaras mucho más avanzadas que las de sus predecesores, ya sea en cuenta de megapíxeles, capacidad de zoom, nitidez, funciones o capacidad para sacar las mejores fotos en circunstancias de luz bajas. Una vez alcanzado una barrera invisible en el rendimiento neto y útil de los nuevos teléfonos móviles inteligentes, la guerra por el control del mercado ha cambiado, centrándose en esta ocasión en el hardware de captura de imagen, punto que se ha convertido en crítico en los últimos años al generalizarse el uso de estos dispositivos, tanto que incluso han llegado a sobrepasar al uso generalizado de las cámaras digitales compactas.

La frecuencia de reloj de los procesadores, la cantidad de memoria RAM o la potencia del chip gráfico se han quedado en un segundo plano frente a la importancia de las cámaras, que parecen haber tomado el protagonismo para los fabricantes más destacados de la industria, como Nokia, cuya división de dispositivos móviles ha sido recientemente adquirida por Microsoft, Samsung, que ha puesto un especial empeño en crear híbridos entre smartphone y cámara digital, Sony, con la experiencia de muchos años en el negocio de las cámaras digitales de todo tipo e incluso Apple, que se ha subido al carro con la que a priori parece la apuesta más “modesta” del catálogo. Este cambio de enfoque está permitiendo que cuando llega el momento de sacar fotos ya no nos preocupe tanto escuchar aquella fatídica frase de “¡pero es que solo llevo el móvil!” gracias a ópticas cada vez más complejas, sensores capaces de captar más cantidad de luz y de realizar tomas gigantescas y software con funciones que ayudan a mejorar notablemente la calidad de las fotografías.

Sony Exmor RS - sensor CMOS para dispositivos móviles
Sony Exmor RS – sensor CMOS para dispositivos móviles

Los terminales más vanguardistas incorporan hardware muy avanzado, pero el énfasis del diseño se ha puesto en la captura de imagen, un terreno que comienza a explotarse debido a ese cambio derivado del crecimiento del mercado de los smartphones, y que nos ha llevado hasta un punto en el que sitios web tan especializados en la fotografía como FlickR cambian a un diseño responsive que se adapta más que nunca a las plataformas móviles ofreciendo casi los mismos beneficios y servicios que la versión de sobremesa. En el caso en concreto de la comunidad fotográfica adquirida por Yahoo, las cámaras más utilizadas por los usuarios también han cambiado en estos últimos años, convirtiéndose los smartphones en las herramientas más comunes en sus estadísticas, con iPhone 5 a la cabeza seguido por iPhone 4S e iPhone 4, para dar paso después a las cámaras DSLR.

Los fabricantes quieren sacar provecho de este nuevo paradigma en la fotografía digital, y por eso los smartphones más avanzados del mercado cuentan con las mejores cámaras disponibles, capaces de superar incluso a muchas digitales compactas, y rozando las características, en algunos casos, de las nuevas Mirrorless. Nokia, Samsung, Sony y Apple tienen sus candidatas a mejor “móvil-cámara” del mercado, cada una con sus puntos fuertes y débiles, pero siempre con un gran potencial gracias a un excelente hardware apoyado por un software de captura de un nivel nunca visto hasta el momento en la industria de la telefonía móvil. ¿Cómo son estos smartphones?

Nokia Lumia 1020, el poder bruto de los Megapíxeles

Nokia Lumia 1020Nokia dice que ha reinventado el zoom con su última creacion, el espectacular Lumia 1020 — estimada Nokia, si lanzais uno en esta dirección nos ofrecemos a analizarlo y cuidarlo como si fuese nuestro, * Wink, Wink * — El terminal estrella de la firma Estadounidense-Finlandesa es el fruto de la tecnología PureView, con la que comenzaron a experimentar al lanzar el desafortunado Nokia PureView 808, y que les ha permitido elevar la cuenta del sensor hasta 41 Megapixels, una cifra increible e inaudita en el mundo de la telefonía móvil. Con un conjunto de seis lentes Carl Zeiss, estabilización óptica y la posibilidad de hacer zooms imposibles precisamente gracias a su monumental resolución, la cámara del llamativo Lumia 1020 se alza como una de las mayores candidatas a la mejor cámara de dispositivo móvil del mercado.

La manera de hacer zoom del Lumia más vanguardista es un tanto peculiar, ya que hace uso del monstruoso sensor para ampliar las imágenes hasta límites insospechados sin que se note pixelado evidente, debido a que las imagenes que produce tienen un tamaño máximo de 7136 × 5360 pixels, resultando en recortes de secciones en lugar de nuevas imagenes que precisan de interpolación al no existir un juego de lentes moviles. Con este método obtenemos fotos de menor resolución pero extremadamente nítidas, como podemos apreciar en la demostración publicada por el portal oficial de Windows Phone. Pero no es solo el hardware lo que hace grande a este dispositivo. Además de su flash de Xenon, sensor retroiluminado, su gran apertura f/2.2 y distancia focal de 26mm, el último Smartphone de Nokia mientras todavía es Nokia cuenta con un as en la manga: la aplicación Nokia Pro Camera, que hace que la experiencia de capturar video y fotografías sea un auténtico placer.

Pro Camera es la herramienta perfecta para complementar esta desproporcionada cámara, porque ofrece al usuario — además de unos excelentes modos automáticos — todo tipo de ajustes para personalizar cada toma, desde el nivel de sensibilidad ISO, el tiempo de exposición, el enfoque (manual o automático) o el balance de blancos entre otras características, tal y como podríamos hacer con una cámara de gama alta, bien EVIL/Mirrorless o DSLR. La interfaz de la aplicación es excelente, y mediante anillos nos muestra todos los ajustes disponibles para modificarlos a gusto del modo más cómodo posible.

Nokia Pro Cam

¿Cómo son las fotografías de Lumia 1020? tanto a plena luz como en condiciones limitadas, Nokia promete que su Lumia 1020 es el mejor cameraphone del mercado, y aunque obviamente se trata de marketing, es posible que no vayan mal encaminados, pues tienen un auténtico portento de la fotografía en forma de teléfono móvil.

Samsung Galaxy Zoom, híbrido con alma de compacta

La coreana Samsung no podía quedarse atrás en esta nueva guerra que se libra en el mercado de los smartphones, y por eso han ideado Galaxy S4 Zoom, un híbrido completo de teléfono y cámara compacta que nos acerca al mundo de las “Point ‘n’ Shoot” gracias a una excelente cámara acompañada, nada menos, de una óptica móvil con hasta 19 aumentos ópticos a la máxima resolucion del sensor. En las características de esta variante del gran S4 Samsung también se jacta de haber “reinventado” el Zoom en los smartphones, y aunque en este caso la afirmación está un poco sujeta por los pelos, tampoco se equivocan. S4 Zoom es uno de los muy, muy pocos terminales móviles capaces de hacer zoom óptico — existe otro modelo, comercializado en Japón si mal no recuerdo — y eso le confiere una enorme ventaja frente a sus rivales en el campo de la fotografía, al poder capturar imágenes más lejanas sin ningún tipo de distorsión, utilizando la máxima resolución del sensor, 16 Megapíxeles con flash de Xenon.

Samsung Galaxy S4 Zoom

No obstante Samsung ha hecho un gran sacrificio para conseguir esta proeza: el diseño. Aunque físicamente no es desagradable, Galaxy S4 Zoom es extremadamente grueso, con 15 milímetros de perfil (a falta de extender el objetivo) y pesa 208 gramos, muy por encima de otros terminales similares, descartándolo automáticamente para todos aquellos que transportan su teléfono en el bolsillo del pantalón a diario, y que por obvias razones no querrían llevar este en concreto.

Pero dejando a un lado el tosco diseño, propio de cámaras compactas, este teléfono-cámara es otro de los grandes contendientes en esta guerra de Megapixels gracias a sus características. Si Lumia integraba Pro Camera, Galaxy S4 Zoom accede a la práctica totalidad de funciones disponibles para su cámara mediante el anillo que rodea su objetivo. Al girar este podremos acceder directamente a la aplicación de captura, cambiar ajustes, modos y escenas y desplegar el generoso zoom de 10 aumentos, todo sin perder de vista el encuadre en su pantalla de 4.8 pulgadas. La lente y el sensor son dos de los puntos clave de este dispositivo. Un sensor CMOS retroiluminado de 1/2.3 pulgadas es el responsable de captar la luz que entra a través del juego de lentes, que cuentan además con estabilización óptica. El resultado, al menos sobre el papel, son fotografías nítidas y sin exceso de ruido virtualmente en cualquier situación, sin importar las condiciones de luz disponibles. ¿Es este el mejor smartphone con cámara de alto rendimiento? La competencia es muy dura, y todavía hay mucho que ver.

Sony Xperia Z1, ¿quién dijo NEX?

Una de las últimas incorporaciones al catálogo de smartphones de cara al último tramo del año, y el más reciente buque insignia de la japonesa Sony. Xperia Z1 llega con una increible cámara de 20,7 Megapixels y se sitúa en una posición privilegiada gracias a una sorpresa: la compatibilidad con objetivos externos especialmente diseñados para smartphones.

4_Xperia_Z_1_Black_Back_Close_Up

Gracias a la experiencia del fabricante en el sector de las cámaras digitales El Z1, sucesor del aclamado terminal resistente al agua de Sony, integra un sensor Exmor RS de 1/2.3 pulgadas retroiluminado y monta un juego de lentes derivado de la serie G de la firma, capaces de lograr una apertura f/2.0 y una distancia focal de 27mm. Este conjunto podría montarse en una cámara compacta, y nadie pensaría jamás que proviene de un teléfono móvil.

Sony asegura que su smartphone puede obtener las tomas más nítidas en condiciones de luz muy bajas gracias a la luminosa apertura f/2.2 y al procesador de imagen BIONZ, que se encarga de suavizar cualquier defecto que pueda encontrarse en la toma, como el ruido o las aberraciones por brillo, pero la perfección es algo que todos los fabricantes aseguran al respecto de sus propios productos. La gran baza de Sony Xperia Z1 pese a contar con una óptica y sensor de primera categoría llega desde un ángulo completamente distinto; este teléfono es compatible con la nueva serie de objetivos intercambiables QX de la casa, que pueden adaptarse a la carcasa trasera del terminal como si montásemos una nueva lente en nuestra EVIL, conectándose de un modo automático gracias al hardware NFC integrado en el teléfono. Estos objetivos inteligentes funcionan de manera “autónoma” con su propia batería y especificaciones, conectándose al teléfono para que este sirva a modo de “visor”, y añaden funcionalidades adicionales al terminal, como estabilización óptica de imagen, zoom óptico y conjuntos de lentes más grandes que permiten captar mayor cantidad de luz, y por lo tanto conseguir fotos de mayor calidad (estrictamente hablando de calidad de imagen, luego depende de cada usuario sacar al “fotógrafo” que hay en él/ella)

DSC-QX100-Exmor-R-CMOS-1880x940-f6b60929037817610cc3c3fbf5e14159

Sony ha mostrado dos objetivos por ahora, el QX10 y el QX100, cada uno con sus ventajas sobre el otro. QX10 incorpora un sensor Exmor R de 18,2 Megapíxeles con lente serie G y 10 aumentos ópticos de zoom, permitiendo capturar tomas lejanas y primeros planos muy detallados. Por su parte, el objetivo QX100 integra un sensor Exmor R tipo 1.0 con una resolución máxima de 20,2 Megapixels, con lentes Carl Zeiss Vario-Sonnar T de amplia apertura y zoom óptico 3,6x con OIS (Optical Image Stabilization) Ambos convierten al Z1 en un híbrido de smartphone y cámara compacta de lo más avanzado, añadiendo eso sí un sobreprecio de entre 199 y 449 Euros según modelo. Otro gran contendiente en la lucha por el trono de la mejor cámara móvil, y por un lugar especial en el mercado.

Apple iPhone 5S, fusión de hardware y software

iPhone 5S

Llegamos al final de este compendio de Smartphones de nueva generación con cámaras brutales y nos encontramos con la última manzana que Apple nos ha lanzado, el iPhone 5S. La compañía de Cupertino nos tiene acostumbrados a anunciar novedades muy típicas cuando presenta un nuevo producto, pero siempre se guarda alguna característica que destaca por encima de las demás. Aunque el último iPhone podría quedarse en su novedosa CPU con núcleos ARM 64-bit, lo cierto es que Apple ha puesto un gran esfuerzo en crear una cámara móvil que pueda sustituir a la cámara digital en el día a día, consiguiendo un resultado óptimo con un, a priori, sencillo sensor de 8 Megapixels de resolución que es en teoría el más básico del montón.

Lo cierto es que las novedades que ha introducido la firma de Tim Cook en esta ocasión están orientadas a ampliar las prestaciones del sensor de resolución “limitada”, pero un 15% más grande que su predecesor, con píxeles más luminosos de 1,5 micrones y una apertura luminosa f/2.2 que permite captar una mayor cantidad de luz en cada toma con hasta un 33% más de sensiblidad, maximizando la nitidez de las fotografías en condiciones de luz baja, detalle por el que todas las compañías se están preocupando hasta convertirlo en una prioridad y en una de las características estrella de sus productos. A parte de la mejora técnica del sensor, la cámara de iPhone 5S es mejor que la del modelo anterior por cantidad y calidad de funciones, gracias a las novedades introducidas por el fabricante.

Apple ha integrado un procesador de señal de imagen, o “ISP” que ayuda al conjunto a hacer un enfoque automático mucho más rápido, el doble que el de iPhone 5, añadiendo además la posibilidad de realizar ráfagas de fotos de hasta 10 tomas por segundo para capturar secuencias o elegir la mejor toma de una serie. Con la estabilización de imagen automática el teléfono autoajusta la cámara para capturar la toma más nítida, toma hasta cuatro imágenes consecutivas y mediante algoritmos las une para conseguir una captura nítida. iPhone 5S analiza las series de fotografías en ráfaga que tomamos y presenta en la galería la que parece la más usable, en función de la claridad, y los ajustes como la exposición, el nivel ISO, o el balance de blancos, haciendo mucho más sencillo sacar fotos nítidas sin tener que configurar manualmente cada aspecto técnico.

iPhone 5S Camera app

El nuevo iPhone incorpora un Flash de doble tonalidad (blanco/ambar) que se activa automáticamente en función del entorno para ofrecer unos colores más reales utilizando la óptica de la cámara para medir la temperatura del color y disparar en distinto porcentaje y sincronización ambos LED, según Apple con más de 1000 combinaciones posibles para obtener tonos fieles a la realidad tanto en foto como en video. Y hablando de vídeo, he aquí otro de los puntos fuertes de esta nueva versión del teléfono de la compañía norteamericana: iPhone 5 es capaz de capturar, además de vídeo FullHD a 30 fotogramas por segundo, video en resolución 720p a 120fps, lo que lo convierte de manera efectiva en el único smartphone capaz de grabar secuencias de alta definición en “Slo-Motion”. ¿Llegan estas características para convertirse en líder entre los Smartphones con mejor cámara?

Cada uno de vosotros tendrá su favorito (y seguro que el omnipresente iPhone se llevará unos cuantos votos también en este apartado) pero en estos momentos, si me preguntais, creo que la delantera la lleva Nokia con su interesante Lumia 1020, gracias a una resolución tremenda apoyada por la tecnología PureView y unos modos manuales excelentes que hacen de la tarea de fotografiar cualquier escenario algo divertido, y hasta casi profesional. La lucha por el mercado de los smartphones en esta generación se libra entre Megapixels, pero ¿qué nuevos inventos traerán los próximos años?

Más información

Páginas de producto: – Nokia Lumia 1020Samsung Galaxy S4 ZoomSony Xperia Z1Apple iPhone 5S

Acerca de Luis Coves

Designer.Gamer. Geek. Lazy. Home chef. Xboxliver. Dirijo Hercios.es y cuando me acuerdo escribo sobre tecnología y Gaming.