#LOL: Amazon quiere usar Drones para entregar los pedidos

Hola, lunes, echaba de menos tus noticias extrañas y locas. Hoy se abre un nuevo capítulo en la historia de los lunes, con una de las noticias más extrañas que uno puede leer bien temprano, con un café en la mano y sin enterarse bien de lo que lee. El “LOL del día” está protagonizado esta semana por Amazon, que aparentemente está estudiando la posibilidad de utilizar drones para entregar pedidos en 30 minutos, de acuerdo con un anuncio oficial realizado por el CEO de la compañía, Jeff Bezos. Sí sí, pedidos en 30 minutos, como las pizzerías, y drones, como los “cuadracópteros” de radiocontrol tan populares hoy en día, o los mortíferos vehículos aéreos no tripulados (VAT) que tienen ejércitos y gobiernos desplegados alrededor del mundo.

Amazon Prime Air drone

Jeff Bezos se ha convertido con los años en un auténtico showman, siguiendo la estela de grandes como Jay Leno, Jon Stewart, Conan O’Brien o el veterano David Letterman, y como buen artista hace que sus números evolucionen y mejoren cada vez que aparece, para no aburrir a sus fans. En el programa “60 minutos” de la televisión estadounidense, el CEO de la gigante de la venta online aprovechaba para anunciar oficialmente su programa experimental Amazon Prime Air, un proyecto mediante el retailer quiere desplegar una red de drones automatizados en sus centros de distribución con el fin de recoger y entregar los pedidos “cercanos” con pesos inferiores a 2,25Kg en un periodo de tiempo no superior a 30 minutos, agilizando al máximo un proceso que de otro modo podría tardar de 24 a 72 horas dependiendo del método de envío seleccionado.

El programa, como apunta el mismo Bezos, está todavía en proceso de investigación, aunque se asegura que una vez entiendan y puedan ajustarse a las regulaciones aéreas existentes y consigan encontrar una manera segura de anclar los paquetes de modo que no exista la posibilidad de que puedan caerse, tendrán lista una flota de drones para tomar oficialmente los cielos de las ciudades. Durante la entrevista concedida a 60 minutos, que se puede ver online, hablan específicamente de la brutal cantidad de pedidos que la compañía recibe en fechas concretas, como el Black Friday o Cyber Monday, dos días especialmente atareados en los que pueden llegar a registrar más de 300 productos pedidos cada segundo, y cómo un sistema de entrega inmediato como el propuesto podría agilizar el proceso de manera escandalosa.

A pesar de ese espíritu feriante que le caracteriza en los últimos años, Bezos fue muy humilde al hablar de los inicios de su compañía y de la manera en la que quiere “reinventar” la venta online. Explicaba cómo en el comienzo él mismo llevaba los paquetes hasta la oficina de correos, y soñaba con tener algún día una carretilla elevadora, lo que pone en perspectiva el brutal crecimiento de Amazon desde su fundación, en 1994, como tienda online de libros. (¡Ya han pasado casi 20 años!)

Por supuesto existen todavía muchos inconvenientes para que un proyecto de esta magnitud pueda llevarse a cabo de manera comercial (y no experimental) La seguridad de la mercancía es muy importante, y es difícil asegurar que los drones llegarán a destino intactos, o si llegarán en absoluto. Otro detalle muy delicado es la seguridad potencial del cliente, ya que las variables que envuelven la entrega del paquete por parte del dron son casi ilimitadas, y podría llegar a suponer riesgos para el usuario final, o incluso algún infante, o mascota que pueda verse atraida por el extraño esperpento volador de 8 hélices. Asímismo entregar un pedido implica que el usuario debe reconocer y aceptar la entrega, algo hoy en día se hace firmando el albarán que transporta el repartidor. Por último, ¿y los clientes que no viven en una lujosa casa con un gran patio frontal o trasero en el que el dron pueda aterrizar?

Muchos flecos quedan todavía por pulir, y Amazon es consciente de ello y trabaja para sortear todos los obstáculos, pero el mensaje que envía Jeff Bezos a los clientes de la multinacional y a la competencia es claro y contundente: “Vamos a dominar el mundo”. Y bueno es comenzar con una campaña de publicidad tan curiosa para la temporada navideña que está a las puertas.

Acerca de Luis Coves

Designer.Gamer. Geek. Lazy. Home chef. Xboxliver. Dirijo Hercios.es y cuando me acuerdo escribo sobre tecnología y Gaming.